To Charge for Design Revisions or Not to Charge–the Debate

To Charge for Design Revisions or Not to Charge--the DebateWhen it comes to design – or any creative work – revisions are a fact of life. It’s nearly impossible to hit a design job out of the park on just one try.  Designers and agencies often struggle when it comes to balancing revisions and profitability, however. Revisions take time and resources, but it’s important to satisfy a client’s needs and vision. Companies deal with design revisions in one of two ways: they either build them into a flat-fee structure, or they charge extra for revisions. 

From the Designer’s Perspective

Designers charge extra for revisions because that work takes up their time. While a client may think that changing a single element is easy, they don’t often know enough about design to truly understand how much work goes into a single revision, let alone several rounds of revisions. Designers charge extra for this as a way to protect themselves from loss.

From a business perspective, charging for revisions makes sense. Designers would never remain profitable if they allowed clients to request endless amounts of revisions for free. Charging for design can encourage clients to be decisive when it comes to finalizing a project, however, those charges can get out of hand, and extra bills are not the ideal way to satisfy a customer.  

Read more

Cobrar por revisiones de diseño o no. Esa es la cuestión

To Charge for Design Revisions or Not to Charge--the DebateCuando se trata de diseño – o cualquier trabajo creativo – Las revisiones son un hecho de la vida. Es casi imposible de golpear un trabajo de diseño fuera del parque en un solo intento. Los diseñadores y agencias a menudo tienen dificultades cuando se trata de las revisiones de equilibrio y rentabilidad, sin embargo. Las revisiones requieren tiempo y recursos, pero es importante para satisfacer las necesidades y la visión de un cliente. Las empresas tratan de revisiones de diseño en una de dos maneras: o bien se acumulan en una estructura de tarifa plana, o cobran extra para las revisiones.
Desde la perspectiva del diseñador

Los diseñadores cobran extra para las revisiones, ya que el trabajo lleva su tiempo. Mientras que un cliente puede pensar que el cambio de un solo elemento es fácil, que a menudo no saben lo suficiente sobre el diseño de entender realmente cuánto trabajo entra en una única revisión, por no hablar de varias rondas de revisiones. Los diseñadores cobran extra por esto como una manera de protegerse de la pérdida.

Desde un punto de vista comercial, la carga para las revisiones tiene sentido. Los diseñadores nunca siendo rentable si se les permite a los clientes solicitar una cantidad infinita de las revisiones de forma gratuita. El cobro por el diseño puede animar a los clientes a ser decisivo a la hora de finalización de un proyecto, sin embargo, estos cargos se vaya de las manos, y las facturas de más no son la forma ideal para satisfacer a un cliente.

A veces es usted – a veces Es Ellos. Entonces, ¿quién paga?

clientes de diseño a menudo puede ser fastidioso. Por qué no? Usted está buscando un diseño que captura la esencia de su empresa, y desea que el diseño para satisfacer sus expectativas. Es común que los clientes cambiar de marcha durante el curso de las revisiones. Pueden ver un elemento en su forma final y decidir que aspecto particular no es muy adecuado para su negocio.

Otras veces, sin embargo, son los propios diseñadores que causan varias rondas de revisiones. A veces simplemente no captan la visión que usted está buscando. Errores pueden provenir de la falta de comunicación, los cambios en el plan creativo, los cambios en su entorno de trabajo, y mucho más. Es posible que haya encontrado los diseñadores con más talento del mundo, pero a veces puede tomar varios intentos antes de que se clavan un proyecto en particular.

En caso de que, el cliente, tiene que pagar extra en estas situaciones? Las compañías que cobran por las revisiones pueden aprovechar el hecho de que los clientes a menudo cambian de opinión cuando se trata de lo que necesitan o quieren de un diseño. También es inherentemente injusto para ponerlo en el gancho si se toma varias pruebas antes de que los clavos del equipo abajo un concepto que funciona.

El diseño es un proceso creativo que puede tomar un tiempo para conseguir de la tierra. Cuando las agencias cobran por las revisiones, que eleva el precio total del proyecto y deja un mal sabor en la boca del cliente. Cuando tablas de tarifas para las revisiones permiten, sin embargo, que libera tanto el equipo de diseño y el cliente para ser libre con el proceso creativo, a tomar riesgos, a cambiar de opinión, y trabajar hasta que llegan al 100 por ciento correcto.
Los horarios de tarifa plana: Una Muestra de Diseño Madurez

Es a menudo nuevos diseñadores o empresas de diseño que se realizarán cargos por revisiones. ¿Por qué? Porque simplemente no han estado en el negocio el tiempo suficiente para saber cómo configurar una estructura de precios que les permite mantener la rentabilidad, manteniendo clientes satisfechos con el proceso. Las revisiones son imposibles de evitar en cualquier forma de trabajo creativo. Las empresas que incluyen las revisiones en sus tablas de tarifas se han convertido en confianza en su proceso y su capacidad para crear diseños que satisfagan las expectativas de sus clientes, lo que reduce la necesidad de revisiones excesivas.

Si su empresa está buscando para el diseño gráfico profesional, póngase en contacto con el NetMen Corp hoy para obtener más información sobre nuestro proceso. Nuestros clientes disfrutan de los beneficios de la fijación de precios transparente y diseñadores experimentados que saben lo que se necesita para conseguir un trabajo bien hecho.

10 Questions ti Ask a Graphic Design Company